SALDO Y FINIQUITO




Ella llevaba en la mano el collar que le regaló. El traía la pena prendida en la frente y una pistola en el bolsillo. Ella caminaba hacia el fin de la historia. El decidió que el final lo ponía él. Ella sintió una arcada cuando le vio acercarse por la acera. El la sintió más bella que nunca y la quiso suya de nuevo. Estaban tan cerca que se cortaba el aire, estaban tan lejos que no lo podían respirar. Se miraron, se abrazaron, se besaron hasta que el ruido seco y sordo de un disparo les separó. Ella abrió la mano y el collar se estrelló contra la acera mientras sus perlas escapaban saltando calle abajo. El la miró sin verla y cayó desplomado a sus pies buscando torpemente en su bolsillo vacío.

10 comentarios:

Elèna Casero dijo...

Digo yo que me ha borrado el comentario.

Te decía que me he imaginado ambos rostros, el aire que se podía cortar, las perlas rodando calle abajo y el sonido del disparo.
Tus pinitos están dando grandes frutos.

Un abrazo muy grande, compañera

Pedro dijo...

Ultimamente me pierdo, quién se muere?. Si ella le quiere dejar por que le abraza y le besa?.
Jo voy a llamar a los del CSI.

ESPERANZA dijo...

ELENA ese es el sueño de cualquier escritor, que el lector perciba con nitidez lo que se ha descrito.

Un abrazo agradecido compañera.

ESPERANZA dijo...

PEDRO ¿Tal vez para robarle la pistola que presentía que llevaba?.

Olvidas que las mujeres podemos besar y buscar un arma a la vez. Ja,ja,ja.

Gracias "doblemente" por pasarte. je,je,je.

Un beso,

Puck dijo...

Ese baile entre el y ella está muy bien llevado. Me gusta
Saludillos

Sucede dijo...

Me ha gustado mucho Esperanza!
Un abrazo!!

ESPERANZA dijo...

PUCK la intención era crear un ritmo entre los dos. Me alegra que te guste.

Un abrazo,

ESPERANZA dijo...

SUCEDE gracias por pasarte y comentar. Me alegro que te haya gustado.

Un abrazo,

Anita Dinamita dijo...

Me ha encantado Esperanza, muy buenas imágenes, se leen las escenas. Se escuchan las perlas al caer, las respiraciones y el disparo.
perfecto. Y me encanta que caiga él, hubiera sido mejor dialogar, pero...
Abrazo

ESPERANZA dijo...

ANITA me encanta comprobar que el micro ha conseguido convertirse en imágenes: el sueño de cualquier escritor.

Si en una primera versión, hablaban, no me gustó lo que decía él y por eso en una segunda versión le maté, ja,ja,ja.

Abrazos,