EL HOMBRE PÁJARO






Como un bigote a lo antiguo debajo de la nariz, imitando a mi padre ¿recuerdas? Hasta que no me hacías reír no parabas. Luego escapabas saltando de rama en rama, burlándote de su escopeta de perdigones. Siempre supe que fuiste tú quien dirigió la bandada de palomas que arruinaron su traje en la boda, nunca le perdonaste que no te quisiera como yerno. Tenía sus razones, no ha sido fácil crear una familia contigo, ni que nuestros hijos volaran tan pronto y menos aún que suelas volver a casa con un ala rota y el pico partido por merodear en nidos ajenos, o en coma, como ahora.  


Tras un período de parón, vuelvo al ataque. Nueva temporada de Relatos en Cadena, a ver si en esta edición suena la flauta y consigo meter algún relato en la final.  

12 comentarios:

Nicolás Jarque dijo...

Esperanza, un microrrelato que raya la realidad y la ficción para colocarte justo en medio y a disfrutar.

Buenas metáforas y un final contundente.

A la próxima, que toca airearse.

Besos, Escritora.

LA CASA ENCENDIDA dijo...

Como la vida misma Esperanza. ¡Qué imaginación!!
Besicos muchos.

Vicente F. Hurtado dijo...

Fantástica tu fantasía ;-)

Rafa Olivares dijo...

Buen regreso con una magnífica historia.
Abrazos.

Asun dijo...

Que buen relato, y que gran imaginación demuestras.
Abrazos.

Elena Casero dijo...

<yo creo que ha sido un buen intento con una frase algo jodidilla. Ya sabes a seguir con esa imaginación tuya.

Besos apañera

Eva García dijo...

Que digo yo que ese armazón da para un cuento completo, vaya pájaro el tipo. Vaya seres mágicos que conoceis las hadas. Besos.

Juan Antonio dijo...

Magnífica historia y magnífico relato. Desde que empieza hasta que acaba. Enhorabuena. Me quito el sombrero. Mucha suerte para el siguiente :)

Piel de Retales dijo...

Creo que has usado todas las acepciones de la palabra pájaro y te han dado un juego perfecto.
Buen micro. Me ha encantado.

Miguel jiménez salvador dijo...

Buen pájaro, je je, y buen soliloquio. Me gusta ese final que abre el objetivo situando la escena, con solo una palabra.

Abrazos escritora.

Anita Dinamita dijo...

Qué bonito, Esperanza. Menos mal que no has ganado, menuda frase final ;-) En una de estas te cuelas, ya verás.
Besos

Yolanda dijo...

Genial Esperanza, un micro de "altos vuelos", me gusta cómo has ambientado la historia alrededor de los pájaros. Como dicen por aquí, no tardarás en llegar.
Un abrazo.